Barras de cocina, estilos y altura correcta

Poner una barra en la cocina para tomar el desayuno o para relajarse de forma sencilla, es una opción que cada vez toman más personas, no solo por el espacio que permite ahorrar con respecto a poner una mesa más grande y tradicional, por ejemplo, sino también por ese toque moderno y desenfadado que puede aportar a todo el conjunto de la cocina.

 ¿Cuál es la altura correcta para una barra de cocina?

En general, a la hora de hablar de barras de cocina, se manejan dos tipos de medidas: una estándar (barras habituales de desayuno) y otra de más altura (barra tipo bar). La medida de la cocina estándar (para el mueble) sería de unos 90  centímetros de alto, y la medida de una barra de cocina en altura o barra para bebidas sería de unos 105 a 110 centímetros como máximo, es decir, 15 o 20 centímetros por encima de la marca que nos define la encimera principal de la cocina.

Si queremos utilizar la barra de cocina para tomar algo sobre ella conviene que el taburete elegido se adecúe a esta altura, así si tenemos una barra de cocina entre los 90 y los 110 cm, lo recomendable será un taburete de entre 60 y un máximo de 85 cm de altura con el fin de tener una correcta ergonomía y comodidad (obviamente esto también dependerá de la estatura de quien habitualmente use la barra de cocina)

 ¿Para qué sirve una barra de cocina?

Una barra de cocina nos permite seguir una serie de rutinas diarias, como por ejemplo desayunar o tomar un café a media tarde, de una forma cómoda pero al mismo tiempo desenfadada, porque no requiere de la preparación de una mesa o de la inclusión de un mantel. Por eso disponer de una barra de cocina es algo muy útil para personas que tienen un ritmo acelerado de vida o que disponen de poco tiempo para dedicar a esas necesidades y placeres como puede ser el de disfrutar de un rico té con unas pastas en plena tarde. Pero no solo eso, porque una barra de cocina también puede ser muy útil para que los niños pequeños puedan desayunar o comer sin distraerse ni eternizarse demasiado, o para servir un delicioso aperitivo y algo de beber a alguna visita o fiesta de amigos.

Una barra de cocina tiene que ser práctica, por lo que de nada serviría abarrotar todo el espacio disponible con una, ya que se trata de buscar esa funcionalidad y dinamismo que el día a día a veces requiere. Pero una barra también puede ser bonita y hacer que toda la cocina destaque por su elegancia y modernidad. La clave está en contar muy bien siempre con el espacio del que se dispone y buscar un rinconcito o una pared que se pueda adecuar a la barra y que esta tenga una capacidad de unas dos o tres personas a lo sumo.

Recuerda también que una barra de cocina no quita espacio de trabajo, ya que de hecho se amplía, siendo no solo un espacio que nos permita desconectar y disfrutar de una copa de vino o de unas ricas tostadas al levantarnos, sino también colocar platos y sartenes que nos estorben tras el cocinado o como mesa de apoyo a la hora de preparar una ensalada o de hacer un postre. Por eso, en definitiva, podríamos decir que una barra de cocina puede servir para muchas cosas pero, principalmente, para separar y diferenciar zonas en la cocina (zona de trabajo y zona de relax), para optimizar el espacio y para disfrutar de otro lugar más de la casa de forma funcional y actual.

 ¿Qué debo tener en cuenta a la hora de poner una barra de cocina?

Aunque pueda parecer que instalar una barra de cocina es mucho más sencillo que buscar una mesa que encaje con todo el conjunto, también es necesario tener en cuenta algunos factores concretos para dar con el modelo adecuado según nuestras propias características, tanto físicas como sociales. Y de entre todos estos factores el más importante, sin duda, es averiguar cuál es la altura correcta que la barra de cocina debe tener para cumplir con su función de la mejor manera posible.

Una barra de cocina se puede instalar al mismo tiempo que el resto de muebles, lo que nos proporcionaría un alto nivel de armonía visual y dimensional muy atractivo, pero también se puede añadir como un elemento aparte que se haya comprado en otro momento, antes o después del amueblamiento general de la cocina. Aun así, en este último caso, también deberíamos tener muy en cuenta cuáles son las medidas ideales para dar con la altura correcta para una barra de cocina y evitar así errores desagradables como el de no poder incorporar después un taburete.

Y si aún sigues con dudas no te pierdas la información que te ofrecemos a continuación, con la cual podrás descubrir todos los tipos de barras de cocina que existen y la que más se ajuste a todas tus necesidades.

Tipos y estilos de barras de cocina y características principales

 

  • Barras de cocina de estilo americano

Conocemos por “cocina americana” aquellas que suelen estar abiertas al salón o que disponen de una gran isla central, como consecuencia de un tamaño más que generoso de la cocina. Si es tu caso, y tienes la suerte de disponer de mucho espacio, una buena opción puede ser diseñar la isla en vista ya de la barra de cocina, para lo que muchas veces la isla se fabrica o diseña en dos alturas, con el objetivo de que la parte delantera de la misma sirva como barra y pueda incorporársele a la misma unos taburetes. Pero si has pensado en que querías una barra de cocina bastante tiempo después de tener el resto de muebles, no te preocupes, porque habiendo el espacio suficiente para moverse y circular siempre podrás adecuar la isla para esta doble función y añadir unos taburetes de un metro aproximado de alto al conjunto.

 

  • Barras de cocina de estilo bar

Otra opción para cocinas espaciosas es incorporar un mueble (que suelen estar inspirados casi siempre en un estilo retro y clásico) que tenga ya incorporada la superficie de la barra y tal vez también una zona de bebidas y unos taburetes a juego. Este tipo de mueble se inspira en las películas y series de los años 60 y 70 generalmente, y suele estar más relacionado con la idea de utilizar la barra de la cocina para fiestas o para bebidas dirigidas a un público mayor de edad, y suele incluir una vitrina o estantería en la cual poder guardar las bebidas. Esta opción también requiere de bastante espacio libre en la cocina, y suele ser más típica en pisos de soltero o pisos juveniles que en un ambiente más cotidiano y familiar.

Cocina abierta con barra estilo bar

 

  • Barras de cocina adheridas a la pared

Este tipo de barra es el más recomendado para aquellas cocinas que sean pequeñas o que no dispongan de demasiado espacio libre. Sin embargo, como disponer de poco espacio no quiere decir que se renuncie a tener cosas tan útiles como un lugar en el que poder improvisar o desconectar con un café y un portátil, el incorporar barras de cocina pequeñas es perfectamente posible hoy en día. Mira muy bien si esa pared libre de la que dispones tiene también muebles, lo que permitiría incorporar la barra a continuación de ellos o entre ellos, según sea el caso. Así mismo, la opción de que la barra sea abatible puede ser también una muy buena idea, ya que de esta forma no será necesario sacrificar centímetros a la estructura y superficie de la misma. Pero no olvides medir muy bien la altura, conforme a factores como tu estatura o la medida de los taburetes que desees incorporar al conjunto.

 

  • Barras de cocina adheridas a un mueble

Este tipo de barras de cocina se conocen también con el nombre de barras de continuación, y son frecuentes también en espacios reducidos. Como veíamos en el caso anterior, si el espacio del que disponemos no está vacío por completo, sino que ya tiene algún otro mueble incorporado, una posible solución puede ser el añadir la barra a continuación. Si vas a optar por esta opción recuerda tomar muy bien la medida del mueble que tomes como punto de partida, para que a la hora de buscar o de encargar la barra no sobresalga nunca sobre él, lo que destrozaría la armonía y la funcionalidad de la cocina.

Si por el contrario se dispone de espacio suficiente, puedes utilizar también algún otro mueble (como por ejemplo una isla central) como punto de partida de tu barra, pero aprovechando para ser más originales e incorporando la barra en forma de L, en lugar de en forma lineal.

La actriz Marian Hernández imagen de Docrys & DC

Ella es conocida por sus papeles en series como Amar es para siempre o Gym Tony y ahora triunfa con su road movie ¿Qué te juegas? La intérprete canaria, Marián Hernández, se ha convertido en embajadora de una de las marcas de referencia en interiorismo de cocinas, Docrys & DC.

Durante su visita a uno de los showroom que tienen en Madrid, Marián confesó su pasión por la cocina donde dice pasar muchas horas al día, una de las razones por las que eligió a estos profesionales del diseño para la renovación completa de su cocina. La actriz se mostró muy hogareña porque para ella, su casa es el oasis donde se siente muy feliz y donde poder refugiarse después de las largas jornadas de trabajo.

Exigente hasta el último detalle en su vida, Marián Hernández, se fijó en Docrys & DC cuando decidió cambiar por completo la cocina de su nueva casa. ¿Qué destaca de ellos? No duda en contestar que la calidad, funcionalidad y estilo. Por eso, afirma, aquí le han ayudado mucho a conseguir lo que quería, con un resultado que no ha podido ser mejor: “tener la cocina más bonita del mundo”.

La actriz se paseó por los distintos espacios dedicados a las novedades en mobiliario que ofrece Cocinas Santos, un fabricante y referente en tendencias, decoración y diseños de cocinas en nuestro país.

Marián Hernández demostró durante su visita a Docrys & DC, que se desenvuelve igual de bien en la pantalla que entre fogones.

Diseño de cocinas

¿Buscas consejo experto sobre cómo diseñar una cocina?

Si tu cocina actual está obsoleta y necesita una actualización, o si estás pensando en cómo crear esta parte de tu casa para tu nuevo hogar, saber cómo diseñar una cocina bien es vital para su éxito.

Y por «diseño», no nos referimos simplemente a concentrarnos en el aspecto de la cocina o el estilo de los armarios. Planificar las opciones de almacenamiento de esta parte de tu casa y considerar los aspectos prácticos, como la iluminación y el tipo de suelo, también es algo esencial.

En este artículo, nuestros interioristas te cuentan paso a paso cómo diseñar una cocina, desde cómo seleccionar los elementos más importantes para la misma hasta los detalles que puedes añadir a la planificación final para conseguir los mejores resultados.

Por qué una cocina necesita una planificación cuidadosa

Antiguamente las cocinas solían ser espacios de trabajo escondidos, pero hoy son salas en las que pasamos grandes cantidades de tiempo. Por ello, no solo deben ofrecer las instalaciones de preparación y cocción adecuadas para todos los ocupantes de la casa, sino que también deben convertirse en un espacio con estilo en el que queramos disfrutar y pasar tiempo.

Planificar con anticipación el diseño de esta parte de nuestra casa es clave si se desea diseñar con éxito una cocina que cumpla con todas nuestras expectativas. Si has decidido seleccionar el estilo de esta habitación por tu cuenta, nuestra guía te ayudará a tomar las mejores decisiones sin necesidad de depender de nadie más.

Elementos importantes a la hora de diseñar una cocina

Conseguir el estilo adecuado para nuestra cocina no implica simplemente elegir los muebles más elegantes. A continuación te mostramos una lista de todos los elementos que pueden jugar un papel importante en el estilo final de esta parte de tu casa:

    • Encimeras.
    • Armarios.
    • Fogones o vitrocerámica.
    • Isla de cocina.
    • Asientos para la isla de cocina.
    • Horno.
    • Campana extractora.
    • Fregadero de cocina.
    • Grifos.
    • Mesa de comedor y sillas.
    • Calefacción por suelo radiante.
    • Despensa.

Como ves, existen muchos elementos que pueden jugar un papel importante en el diseño de tu cocina. A continuación veremos paso a paso cómo se pueden conseguir los mejores resultados en esta tarea.

Modelo Santos Line-L + Alum 01 Plus Blanco Seda + Vidrio negro | Cocinas mobiliario

*Diseño de cocina con muebles de la marca Santos Cocinas

1- Dibujar un plano de cocina detallado

Cuando diseñas una cocina, es importante entender el espacio con el que trabajas. Por eso, lo primero es pedirle a una empresa de cocina o a un arquitecto que haga dibujos a escala del plano de su cocina. Si sabes algo del tema, también puedes crearlos tú mismo utilizando para ello papel cuadriculado.

No te olvides de marcar la ubicación de las puertas y ventanas internas y externas, para que exista el mejor flujo posible entre su cocina, el espacio exterior y el resto de su casa. También deberás tener en cuenta las zonas existentes en tu plano si estás diseñando una cocina abierta.

Una vez que veas exactamente la cantidad de espacio con el que tienes que trabajar, puedes comenzar a planificar cómo aprovecharlo al máximo. Esto también te dará una idea clara de cuánto deseas gastar antes de comenzar el proceso de diseño, asegurándote así de que no te sales de tu presupuesto y ayudándote a reducir gastos inútiles.

2- Considera el mejor diseño para ti

El diseño de tu futura cocina debe estar pensado para adaptarse perfectamente a tu estilo de vida. Por eso, es fundamental pensar en el estilo de la parte de trabajo de la cocina, así como en su relación con la mesa para comer, si la hay. En el caso de una cocina/comedor o en una tipo americana, también hay que estudiar la relación de la misma con las zonas adyacentes.

Para planificar el espacio de preparación y cocción, es muy útil el concepto de diseño del triángulo de trabajo de la cocina. Los tres puntos más importantes son la nevera, el fregadero y los fogones, con líneas imaginarias entre ellas que forman un triángulo. Los tres puntos deben estar lo suficientemente cerca el uno del otro para que la preparación de la comida sea eficiente, pero cada estación de trabajo debe tener espacio suficiente como para usarla sin dificultades.

Con esto en mente, existen varios diseños posibles por los que se puede optar. Los más comunes son los siguientes:

Cocina en línea

Este diseño puede consistir en una única serie de unidades a lo largo de una pared, o una fila doble, que tiene una segunda directamente en frente de la primera. En un espacio de planta abierta, las encimeras del lado opuesto pueden tomar la forma de una isla, creando así dos espacios de trabajo diferenciados.

Este diseño puede permitir crear cocinas muy eficientes. Por ejemplo, en una cocina doble, colocar el fregadero frente a los fogones libera mucho espacio y hace más cómodo el uso de ambos espacios. Además, también permite colocar encimeras libres a ambos lados de los fuegos.

Aún así, no todo es perfecto con este estilo. Ten cuidado con colocar demasiadas encimeras y armarios de pared, lo que puede hacer que el espacio parezca más estrecho. Estantes abiertos o unidades con puertas de vidrio pueden ser mejores alternativas.

Cocina en forma de U

En este diseño, las encimeras y elementos de trabajo se colocan alrededor de tres paredes para formar una U. Es sencillo formar el triángulo del que hemos hablado poniendo la nevera, los fuegos y el fregadero cada uno en una pared.

Una forma de U es especialmente valiosa si se desea conseguir un montón de superficie de trabajo y no hay espacio suficiente para una isla. Sin embargo, en una cocina más grande también se puede agregar una fila en el centro de la U.

Cocina en forma de L

En este tipo de distribuciones, las unidades ocupan dos muros contiguos. El triángulo de trabajo se puede formar con, por ejemplo, el fregadero en una pared y los fuegos y la nevera en la otra.

Con este estilo, es importante dejar el suficiente espacio de preparación a ambos lados de los fogones, de tal manera que se pueda trabajar con comodidad. Además, es fundamental recordar no sobrecargar una de estas cocinas con una gran cantidad de encimeras y armarios suspendidos. En este sentido, una buena idea es intentar limitarlos a la parte más larga de la L.

Cocina abierta

Si te gusta la idea de incorporar una cocina en un diseño de planta abierta, generalmente tiene sentido tenerla en la parte más oscura del espacio, con las áreas de comedor y sala de estar, donde pasarás más tiempo relajándote, más cerca de las ventanas o con vistas al jardín.

Hay una tendencia cada vez mayor hacia las casas con diseño “fracturado”, donde los espacios están separados solo en parte. En este sentido, es posible que desees incluir una media pared entre la cocina y el espacio habitable, o una puerta corredera que te permita separar el comedor en caso de que se vaya a llevar a cabo un evento más formal.

Barras de desayuno o islas de cocina

Un componente clave de la mayoría de las cocinas en estos días son las islas o barras de desayuno. Si quieres incluirla en tu espacio, tómate el tiempo considerar la mejor ubicación para este elemento. Es necesario conseguir evitar que interrumpa el flujo de la sala; y al mismo tiempo es posible que desees integrar tu fregadero o encimera en la isla para permitir que el cocinero conviva con las personas que utilizan el resto del espacio.

Diseño de cocina con isla

*Muebles de cocina Santos – Isla central y armario de gran altura para incrementar espacio de almacenaje

¿Qué estilo escoger?

Una vez que se ha elegido el mejor diseño en función del espacio que se tiene disponible, es hora de considerar el aspecto de tu cocina. Generalmente, lo primero que hay que tener en cuenta en este sentido es si se quiere elegir un look moderno o más bien clásico.

Estilo moderno con muebles de puerta plana

De apariencia moderna, estas unidades de cocina están diseñadas sin tiradores tradicionales. Generalmente funcionan mediante imanes, o bien utilizan elementos más modernos como barras de acero.

Habitualmente, los muebles de puerta plana están construidos con materiales de aspecto contemporáneo, como pizarra o acero inoxidable; y con colores como blanco, negro o rojo.

Armarios estilo shaker

Basados en un marco simple alrededor de un panel central, los armarios estilo shaker ciertamente han superado la prueba del tiempo, y si te gusta la madera, son una de las mejores opciones que existen.

Generalmente, estos armarios se utilizan para darle un toque rústico y retro a la cocina, por lo que son perfectos para los amantes de este estilo.

Armarios tipo rústico

La forma más fácil de dar a los armarios de cocina una sensación de casa de campo es con una capa de pintura: ciertos colores como tonos crema, gris, verde u otros tonos apagados pueden darle a tu hogar un aspecto rústico. Esto no solo le da a un espacio una sensación hogareña, sino que también puede ayudar a iluminar un espacio oscuro.

Materiales de los muebles

Los materiales con los que están fabricados ciertos muebles como los armarios y las partes inferiores de las encimeras pueden suponer una gran diferencia tanto en el aspecto como en el precio total del diseño de la cocina. A continuación veremos algunas de las opciones más comunes.

Armarios ultra modernos de alto brillo

Algunos de los materiales más populares en los últimos años son aquellos que proporcionan un aspecto “futurista” a nuestra cocina: el vinilo, las puertas lacadas y otros materiales resistentes y con mucho brillo.

Puertas de madera maciza

Están disponibles en una amplia gama de maderas, que se pueden pintar si prefieres materiales naturales pero con un acabado de color. Sin embargo, son más caras que otras opciones.

Puertas chapadas en madera

Las puertas chapadas en madera son perfectas si deseas conseguir un diseño más tradicional sin tener que gastar demasiado dinero para ello. Al igual que ocurre con las puertas de madera maciza, estas pueden conseguirse en muchos colores diferentes.

Escoger una encimera adecuada

Las encimeras son elementos fundamentales a la hora de diseñar una cocina correctamente, ya que se van a utilizar para trabajar y para preparar la comida de manera regular. Por eso, es necesario escoger los materiales más adecuados tanto en el sentido del diseño que se quiere conseguir como para obtener la mayor funcionalidad.

Existen muchas opciones en este sentido. Por ejemplo, el laminado se encuentra entre los materiales más baratos, puede tomar la apariencia de otros más caros y es fácil de cuidar. La madera se ve cálida y es agradable de tocar, pero necesita atención regular para mantenerse en buen estado. La piedra natural (como la pizarra) puede tener un aspecto espectacular y otorgarle un aspecto único a tu cocina. Por último, los materiales sintéticos generalmente son resistentes y fáciles de cuidar.

Sin embargo, no descartes decantarte por opciones más inusuales. El acero inoxidable creará un aspecto profesional; el hormigón puede tener un aspecto hermoso y rústico; y el vidrio es llamativo como superficie de trabajo.

Cuarzo Encimera Silestone Ethernal Charcoal

Elegir los electrodomésticos adecuados

Uno de los aspectos más importantes a la hora de crear un buen diseño para tu futura cocina es escoger electrodomésticos que sean tanto funcionales como atractivos a nivel estético. Al igual que ocurre con los elementos que ya hemos mencionado, existen muchas opciones en este sentido: desde algunos con un aspecto más retro hasta otros modernos y construidos con materiales contemporáneos.

No existe un patrón único que se pueda seguir a la hora de escoger los mejores electrodomésticos para tu cocina. Sin embargo, es importante recordar que todos ellos deben tener un aspecto similar para conseguir una buena armonía en la habitación, además de no olvidar la funcionalidad.

Diseña un buen esquema de iluminación

La iluminación es un aspecto fundamental tanto para conseguir un buen diseño en la cocina como para poder usar este espacio de la mejor manera. En este sentido, hay tres elementos que es necesario considerar: la iluminación ambiental, la de tareas y la de acento.

Las tres juegan un papel muy importante a la hora de conseguir el diseño perfecto para la cocina. Por ejemplo, la luz ambiental debe ser lo suficientemente buena como para trabajar con cuchillos afilados y sartenes calientes sin riesgo. Para ello, los focos de techo se pueden complementar con apliques de pared.

Por otro lado, la iluminación de tarea es la que se encarga de darle el acento a las superficies de trabajo, los fuegos y el área del fregadero. Una buena idea puede ser incluir luces debajo de la campana extractora y focos de techo direccionales.

Por último, la iluminación de acento puede incluir focos colgantes para islas de cocina o la mesa de comedor, y luces LED debajo de los armarios de pared. Puede ser interesante, también, la iluminación de los interiores de los armarios para darle el acento a la vajilla guardada dentro de los mismos.

Elegir el suelo más adecuado

El suelo de la cocina es otro de los elementos más importantes a la hora de crear un buen diseño. Tiene que ser resistente, poder lidiar con las salpicaduras y la humedad, y al mismo tiempo dar un aspecto elegante y atractivo. Existen varias opciones en cuanto a los materiales. A continuación veremos las más habituales.

Azulejos

Escoger azulejos de cerámica, porcelana o pizarra es una buena posibilidad para la mayoría de cocinas. La principal ventaja de esta opción es su atractivo, pero a cambio estos materiales suelen ser más caros y requerir un mayor cuidado.

Laminado

Si te encanta el aspecto de la madera o los azulejos, el laminado es una opción económica que imita convincentemente el aspecto de los materiales reales. Siempre se recomienda comprar el laminado de la mejor calidad que se pueda dentro de tu presupuesto, ya que las opciones más baratas pueden verse poco brillantes y no resistir demasiado.

Vinilo

Otra buena opción si se tiene bajo presupuesto es el vinilo. Este no solo imita materiales naturales, sino que también es reconocido por su durabilidad, resistencia a los rasguños y facilidad de limpieza.

Hormigón

En los últimos años, el hormigón se ha convertido en una opción cada vez más demandada por las personas que quieren diseñar su cocina con estilo. Con un aspecto claramente contemporáneo, los suelos de hormigón están ganando rápidamente terreno frente a otras alternativas más tradicionales.

Los suelos de hormigón tienen la ventaja de que son duraderos y resistentes a derrames, suciedad y manchas, lo que hace que sean extremadamente prácticos además de atractivos y relativamente baratos.

Madera

La madera maciza generalmente no es recomendable para cocinas debido a la humedad de la estancia. En su lugar, se recomienda optar por madera de ingeniería, que tiene el aspecto de madera real, pero está diseñada para ser estable en las condiciones típicas de estas habitaciones.

Muebles de cocina moderna

Planificando los últimos detalles

Una vez que comiences el trabajo de remodelación o construcción en tu cocina, los cambios a posteriori pueden ser muy costosos. Por eso, antes de ponerte manos a la obra es recomendable pensar en todos los detalles finales y ceñirte luego a los mismos.

Es especialmente importante confirmar la ubicación que van a tener los electrodomésticos, la iluminación de la cocina y los enchufes, asegurándote de que los enchufes estén en lugares que sean convenientes, como cerca de la nevera.

Piensa también en qué muebles vas a incluir, qué tipo de decoración te gustaría incorporar, y cómo colocar cada uno de los elementos vistos anteriormente en relación con las ventanas y puertas que pueda tener la estancia.

Encimera de cocina de diseño

Conclusión

Diseñar una cocina puede ser una tarea muy entretenida y otorgarnos muchas horas de satisfacción, especialmente una vez que podamos apreciar el resultado final. Sin embargo, se trata de algo que puede llevarnos mucho tiempo si no sabemos lo que estamos haciendo.

Aunque muchas personas optan por contratar los servicios de un profesional para conseguir el mejor aspecto posible para este espacio tan importante dentro de su casa, tú mismo puedes obtener un resultado espectacular si sigues los consejos que hemos visto en esta guía.

Decoración clásica en tu vivienda, tendencia blanco y negro

Se trata de una combinación de colores clásica por excelencia, atemporal y elegante, con ella sabes que tus espacios siempre se verán elegantes.

La tendencia blanco y negro, monocromo, siempre ha estado presente en nuestros proyectos más atemporales, pero este año viene de la mano de toques sutiles que se pueden dar con un papel pintado, suelos haciendo juegos geométricos, textiles …

El B&W dará en los espacios un toque fresco y sutil, aportando ligereza y la posibilidad de compaginar todos los elementos con algún toque de color que no sea disruptivo dentro de todo el conjunto. El tener oportunidad de crear todo tipo de combinaciones en nuestros proyectos nos da espacio para ser tan clásicos o atrevidos como queramos.

Os enseñamos algunos proyectos en los que DOCRYS&DC a empleado esta tendencia, espacios donde acertarás seguro.

Blanco y negro en cocinas

La tendencia de colores oscuros es un hecho y siempre será un acierto esta combinación, es una combinación habitual en varias colecciones de Cocinas Santos.

Blanco y negro en baños

Puedes colocar grifería negra ya que es tendencia y da un toque elegante y original a tu baño.

Blanco y negro en dormitorios

Si quieres aportar calidez a cualquiera de tus ambientes, combina los elementos que los componen con toques de madera.

Esperamos que estas pinceladas hagan que te inspires para dar una vuelta a tu vivienda. ¡Tener en vista un proyecto de interiorismo siempre es una buena idea para comenzar una nueva temporada!

Cocinas en blanco y madera, la combinación perfecta para tu reforma

El blanco y la madera son una acertada decisión para cualquier cocina, son la pareja perfecta y combinan estupendamente con cualquier acabado o elemento decorativo de su entorno.

La madera le aporta calidez, confort, naturalidad y elegancia al blanco y el éste último favorece al aporte de luminosidad, amplitud, frescura y aligera el peso que tiene la madera.

Ambos forman una cocina perfectamente equilibrada, con presencia del minimalismo y un toque rústico, resultando en un proyecto de interiorismo que no pasará de moda y que será 100% personalizable a tu gusto.

En cuanto a los materiales a utilizar, nos podemos encontrar en este tipo de cocinas, verás desde los estratificados, pasando por diferentes laminados, hasta lacados brillantes o mates, en el caso de los blancos.

Los tonos recomendados para la madera son los medios como el roble, olmo, nogal, castaño… Prácticamente el que quieras dentro de esta gama de colores neutros. No te vayas a los extremos, mantén un equilibrio que garantice la armonía en tus ambientes.

La madera puede ser utilizada en la encimera, en los muebles, en una barra, en la mesa o como pavimento. Sus utilidades son casi infinitas y muy agradecidas, ya que llenan de clase cualquier ambiente que vistan.

¿PAPEL PINTADO EN COCINAS?

Si estás pensando en dar una nueva imagen a tu cocina y no estás muy seguro de qué materiales o acabados usar, el papel pintado es una buena decisión.
Los papeles decorativos que se colocan en cocinas nos ofrecen un fácil mantenimiento y limpieza, algo importante a tener en cuenta, ya que al cocinar se crean vapores, grasas, humedad…y hay que buscar el diseño pero también la funcionalidad.
Tenemos infinidad de papeles para el diseño de cocina que más se adapte a cada persona y cocina, ya sea para una cocina rústica, cocinas modernas o cocinas de lujo con los mejores materiales.

Además con esta solución conseguimos delimitar áreas de una forma muy sutil, como puede ser la zona del office con la zona de cocción.
Es un recurso sencillo que nos permite tapar grietas e imperfecciones que pueda tener la pared de una forma muy económica.
Eligiendo el modelo adecuado se puede conseguir que el espacio parezca más grande y luminoso.

Hay diferentes tipos de papel pintado: papel, papel tejido, TNT (tejido no tejido) y vinílico.
El vinílico es el más adecuado para cocinas, su composición está formada por una base de papel y una capa de vinilo superpuesta para impermeabilizarlos.
Las zonas donde debes evitar colocar papel pintado son las zonas húmedas (fregadero), y la zona de cocción y horno, es donde se acumula un exceso de grasa.
En caso de hacerlo, hay que elegir papeles de fácil limpieza para eliminar rápidamente la suciedad.

En DOCRYS & DC podemos asesorarte y sacar el mejor partido a tu cocina.